A 14 AÑOS DE SU MUERTE.  

Por: Fernando Martínez  

Este 5 de febrero, se cumplieron 14 años de la partida física de este mundo terrenal del huamantleco, Álvaro Salazar Lozano. Él fallece un 5 de febrero, precisamente en un Aniversario más de la promulgación de la Constitución mexicana, pero del año 2007.  

A continuación Álvaro Salazar, visto por JOSÉ HERNÁNDEZ CASTILLO, ETERNO CRONISTA DE HUAMANTLA.  

En el prólogo que plasmó José Hernández Castilloen el año  2005 para el ‘Anecdotario Huamantleco’, destacó: “He sido testigo de muchos logros delDoctor Salazar (…) me hace recordarlo en su niñez y juventud, cuando su señor padre Don Álvaro Salazar Velásquez, próspero comerciante y propietario del negocio de radios, refacciones automotrices y muebles: ‘La Ortofónica’, quien tenía amistad con mucha gente de Huamantla se hacía acompañar de su hijo Álvaro a diferentes reuniones o eventos sociales y deportivos, entre otros. 

A la cacería en las lagunas cercanas de Vicencio o el Salado y otros lugares más distantes a las que asistían con su concuño y compadre de don Álvaroel campeón del tiro Manuel Hernández Rosano y otros amigos entre los que recuerdo al mayorAlejandro López Tolsa, Ricardo Crombe, Carlos Meléndez, Miguel Corona, Pablo Ramírez, David Paredes y tantos más que regresaban de la cacería cargados de patos, grullas, conejos y codornices que repartían con sus amigos y familiares entre otros en la casa de mis padres y tías; también tías de Manuel Hernández Rosano, mi primo y compadre. 

Recuerdo también al joven Álvaro (el de aquel tiempo), al lado de su hermana Lelia “La morena” y de sus primos Locha y Rogelio en algunos eventos sociales del Club ‘13’, del Club ‘Olimpic’, del Club de ‘Leones’ o de la Cruz Roja, de la que fue fundador Don Álvaro Salazar Velázquez y también cuando regresó a Huamantla después de terminar su carrera de Médico Veterinario, la que en parte estudió en los Estados Unidos de Norteamérica, hace en estos días cincuenta años. 

Posterior a esto, fuimos compañeros en el grupo de jóvenes que trató por diferentes medios evitar que saliera de Huamantla la escuela normal rural, para lo cual no tuvimos el apoyo de las autoridades estatales de ese tiempo y la normal se fue de Huamantla; de esta escuela fue egresada la joven  maestra Olivia Compañ, con quien el doctor Álvaro Salazar Lozano contrajo matrimonio, posteriormente, procreando a sus hijos Aida a quien dio el nombre de su señora madre Aida Lozano Bretón, Álvaro con el nombre de su padre Don Álvaro Salazar Velázquez y Virginia a quien puso el nombre de su abuela materna, Virginia Bretón de Lozano esposa de Don Filomeno Lozano,propietario del famoso comercio que existió en la esquina que hacían las calles del mercado y de la perla denominado ‘El Danubio’. 

También tengo gratos recuerdos cuando ya en la práctica de la medicina veterinaria o ya como directivo del centro de inseminación artificial en Huamantla, el doctor Salazar me encargó que teniendo en cuenta algunas revista, planos y apuntes que trajo de Europa le elaboraba una vagina mecánica para inseminación en cerdas, experimento que antes no se había dado en la América latina y al no encontrarlo en el mercado pudimos elaborar el aparato torneado y adaptado con acero inoxidable bronce y aluminio, con lo cual el doctor logró excelentes resultados inseminando por primera vez a una cerda en esta región de Tlaxcala y México. 

Por la amistad que teníamos, el doctor me encargó varios trabajos en sus laboratorios para el Centro de inseminación de Huamantla y entre otros pudimos construir también el primer potro de monta mecánico en esta región, modelo que sirvió para construir por varios mecánicos y herreros los potros de monta para ranchos vecinos de Puebla y Tlaxcala. 

Toda aquella actividad que en su juventud tuvo el Dr, Salazar en Huamantla y la región para mí culminó con el apoyo que dio para la educación de Huamantla y Tlaxcala (…) fundó en  Huamantla la primera escuela preparatoria pública: “Trinidad Sánchez Santos”, hoy el Plantel 02 del Colegio de Bachilleres de Tlaxcala (COBAT), en este Instituto fue catedrático y director por varios años, teniendo varios alumnos que por su aprovechamiento se han distinguido en varios cargos sociales, culturales y políticos como es el caso de la Lic. Beatriz Paredes Rangel, que ha ocupado los más altos cargos a nivel estatal nacional y en el servicio diplomático exterior. 

Además de los logros que en la vida académica hemos recordado del Dr. Salazar, le recordamos también en el desempeño de varios puestos que ha tenido en la política, pudiéramos decir que en todos los que puede tener un ciudadano tlaxcalteca con excepción del Gobernador del Estado. Colaboré con él en algunas comisiones cuando fue alcalde de Huamantla de 1968 a 1970, en este tiempo brindó gran apoyo a la educación, la pequeña industria, la agricultura y ganadería de la región, un evento que no se olvida después de más de 36 años es el de la recepción del fuego olímpico en Huamantla del 10 de octubre de 1968, algo que el Doctor logró en el Comité Olímpico Internacional, sin estar esta ciudad en el recorrido obligado entre Veracruz y la ciudad de México, evento inolvidable en el que los habitantes de la ciudad y el municipio y el turismo internacional se volcaron en las calles alfombradas de Huamantla para el recorrido y la visita de muchos atletas en nuestra ciudad, además de las alfombras de Huamantla en los estadios y la Plaza de la Constitución de la ciudad de México; la sacerdotisa griega en Huamantla, etc. 

Varias páginas necesitaríamos para dar a conocer a nuestros hijos y nietos aquellas vivencias inolvidables que nos dio la idea y la ilusión realizada por un huamantleco distinguido. Únicamente me he de referir a dos eventos que logramos con la ayuda del Dr. Salazar, cuando como Senador de la República logró con el Gobernador de Zacatecas que fuéramos a aquella ciudad con Don Francisco Rósete Aranda como invitados a la inauguración que el C. Presidente de la República hizo en la ciudad de Zacatecas de dos salas del Museo Nacional de las Máscaras, dedicadas a varias escenas de la compañía Rósete Aranda con los títeres originales de Huamantla, con un movimiento mecánico y especial escenografía. Y en la última feria de nuestra administración, logramos con su intervención traer dos orquestas sinfónicas, las del Estado de México y la de Jalapa, además de 10 bandas filarmónicas que participaron en el desfile de la Feria del 10 de agosto de 1991 y haber tenido como invitado en la noche del 14 de agosto al C. Presidente de la República de aquel tiempo”; afirma don José Hernández Castillo.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s