Tras doce días de que surgió la disputa por los límites territoriales entre Quilehtla y Acuamanala, el alcalde del primer municipio, Oscar Pérez Rojas, exigió al Congreso del Estado agilizar la solución del conflicto que dejó daños materiales.
En conferencia de prensa, el alcalde manifestó que la cordura ha prevalecido por parte de sus gobernados, pero recientemente ha aumentado la presión ante la urgente necesidad de contar con un nuevo panteón.
Contrario a la violencia demostrada por quienes suspendieron la obra, el alcalde sostuvo que cuenta con los títulos de propiedad del nuevo panteón municipal que fue adquirido en administraciones pasadas, documentos que se presentarán cuando sea necesario.
Expresó que lo que se pretende es dejar de profanar el eterno descanso de los difuntos que ya colapsaron el panteón municipal, que es la principal exigencia de los ciudadanos.
Acompañado por el presidente del comité de obra, así como de la Síndico, Elizabeth Cuatepitzi, el alcalde exigió al Congreso local agilizar la solución del conflicto limítrofe.
Y es que comentó que los ciudadanos podrían tomar otras medidas de presión, aunque ha buscado que no sea la vía de la violencia, sino del diálogo para llegar a un acuerdo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s